Páginas vistas en total

viernes, 3 de abril de 2009

10- ESCRITO EN LA ARENA



Me puse a dibujar sobre la arena
del mar tu nombre, y mientras escribía,
la sal, rizada espuma, repetía
para salar lo amargo de mi pena.

Me puse a descansar. La luna llena
dejó luz en mi sueño y la bahía,
hamaca en mi descanso. Amanecía
y el sol dictó bien firme mi condena.

El influjo lunar sobre las olas
creció y menguó la mar, con sus vaivenes
rodaron por la orilla caracolas

borrándose tu gracia, surco en granos.
Se fue, junto al recuerdo entre mis sienes,
tu nombre dibujado con mis manos
.

4 comentarios:

Antonella Cuevas Zambrano dijo...

Que bien escribes los sonetos, yo todavía no aprendo la tecnica...felicitaciones por tu blog
antonella

ANTONIO JIMÉNEZ LUNA dijo...

Hola Antonella: Tenemos más de una cosa en común; la afición poética, el nomnbre y también el apellido; mi mujer, y por tanto mis hijas, se apellidan Cuevas.

Agradezco tu visita, tu comentario y tu felicitación. El blog es un poco monótono porque solamente escribo las entradas y todas son casi iguales, pero al menos voy encontradndo lectores a los que le gustan mis sonetos.

La técnica es fácil o difícil según se mire. Es fundamental tener gusto por la lectura y escritura de poesía rimada y medida, saber un poco de métrica y de ritmo del verso.

En el soneto hay que buscar el equilibrio perfecto entre el fondo (en realidad el soneto puede considerarse que es un microrelato o microcuento) y la fomra que viene definida por metro, rima y ritmo.

Atrévete

Emilio dijo...

De nuevo un hermoso soneto; especialmente bellos los tercetos.

Felicidades de nuevo, Antonio.

ANTONIO JIMÉNEZ LUNA dijo...

Gracias Emilio.

En los tercetos he querido "dibujar" una imagen que no es nueva y hemos visto en muchas películas (el mar con su vaivén representa el tiempo que al final lo borra todo, incluidos los amores acabados)

Ciertamente este es uno de los sonetos de los que estoy más satisfecho.

Agradecido por tu visita